Tratamiento natural para el herpes labial

Vamos a realizar un tratamiento natural para el herpes labial con plantas medicinales con reconocidas propiedades antivirales. Se trata de una crema con base de vaselina, que protege el herpes de agresiones externas, y al mismo tiempo combate la infección. El herpes suele aparecer durante la infancia y adolescencia.

Curar las aftas bucales con fitoterapia

Las aftas son un tipo de lesión que se producen en el interior de la cavidad bucal.

Aunque no se conocen muy bien su origen, se sospecha que aparecen con mayor frecuencia cuando el sistema inmunitario está debilitado.

Se presentan como una úlcera de color blanco amarillento con un círculo rojo alrededor.

Son muy molestas para quién las padece, llegando incluso a desanimar a algunas personas de ingerir alimentos, especialmente calientes.

7 plantas medicinales que mejoran la inmunidad

En la actualidad, con la gran cantidad de contaminación que hay en el ambiente, (en tierra, mar y aire), y la exposición a miles de sustancias químicas, la mayor parte de la población tiene el sistema inmune debilitado.

Igualmente, una mala alimentación, descanso insuficiente y malos hábitos de vida, afectan negativamente.

Shiitake

El shiitake, que en japonés significa hongo del árbol shii, es un hongo de origen asiático muy apreciado en cocina y medicina china.

Debido al creciente interés en este hongo, el shiitake se cultiva actualmente por todo el mundo.

Es conjuntamente con el reishi, los dos hongos más importantes en medicina alternativa.

Los veganos conocen el shiitake por contener cierta cantidad de vitamina D.

Cola de pavo

La cola de pavo es el nombre común del Trametes versicolor, un hongo utilizado en los paises asiáticos en tratamientos contra el cáncer.

En Japón concretamente, está aceptado por la sanidad pública como tratamiento complementario en ésta enfermedad.

En algunos países europeos y sobre todo en Estados Unidos, se realizan en la actualidad estudios sobre los componentes de la cola de pavo y sus propiedades anticancerígenas.

Moringa

Moringa es un árbol originario de la India, aunque en la actualidad se cultiva en varios países por su alto valor nutritivo y aprovechamiento.

De esta planta se utiliza todo. Sirve como alimento, forraje, para fabricar biocombustibles, leña, y obviamente como planta medicinal.

En zonas del mundo donde carecen de alimentos básicos, las hojas de moringa son de gran ayuda, ya que proveen de vitaminas A y C, proteínas, calcio y otros minerales, indispensables para mantener un buen estado físico.

Eleuterococo

El eleuterococo es una planta de origen asiático, concretamente de la zona de Siberia, por lo que se conoce también como ginseng siberiano.

Y es que posee propiedades muy similares al ginseng: es un adaptógeno y estimulante general, cualidades que no abundan en las plantas.

Esto lo hace muy recomendable para épocas de estrés y agotamiento físico y mental.

La raíz es la parte que contiene las sustancias interesantes para la fitoterapia.

Escaramujo

El escaramujo es una variedad de rosal silvestre, por lo que también se le conoce por ese nombre.

Se distribuye principalmente por Europa, Asia y norte de África, y es fácil encontrarlo al borde de caminos, suelos pedregosos y zonas de montaña.

En algunos países de Europa, donde no existe el cultivo de cítricos, es tradicional la confección de confitura de Escaramujo, por su alto contenido en vitamina C.

También es muy usado como mejorante del sabor en variedad de preparados de plantas medicinales y complementos vitamínicos naturales.

Uña de gato

La uña de gato es una planta trepadora originaria de las selvas de Perú.

La planta trepa en árboles de 20 a 40 metros de altura pudiendo llegar hasta la copa de los mismos y extenderse cientos de metros.

Cuando se encuentra en una zona soleada, desarrolla unos brotes espinosos con forma de garfio, que recuerdan a las uñas de los gatos.

Las flores son blanco-amarillentas, y desprenden un aroma agradable.

Reishi

El reishi es un hongo que crece en la zona más al norte de los bosques orientales.

Se encuentra distribuido por todo el mundo, tanto en zonas tropicales como templadas, incluyendo Norteamérica, Sudamérica, África, Europa y Asia.

Crece como un parásito o saprófito, sobre una gran variedad de árboles.

Es un hongo suave, coriáceo, y plano, con un sombrero conspicuo rojo barniz, arriñonado en forma de tapa y, según la edad del ejemplar, de color blanco o marrón en la zona de los poros.